El Ayuntamiento se suma al programa estatal de acogida de mascotas de mujeres víctimas de violencia machista.

El proyecto VIOPET es un programa que acoge, de forma temporal, a los animales de mujeres víctimas de violencia machista. Esta iniciativa surge de la Dirección General de Derechos de los Animales y el Observatorio de Violencia Hacia los Animales en el marco del Plan de Contingencia contra la Violencia de Género ante la crisis del COVID19, aprobado en Consejo de Ministros el 17 de marzo del año pasado. Más de 100 municipios se han adherido a este plan y también le ha llegado el turno a Rivas-Vaciamadrid, que aprobó en el pleno de ayer acogerse a este programa. Aunarán recursos y establecerán sinergias con el Centro de Protección Animal de Rivas (CIPAR) y la (pionera en su momento) ordenanza municipal de “Rivas, ciudad amiga de los animales”.

Aunque este programa protege a los animales de sufrir violencia a manos de maltratadores, su fin no es solo ese, como explicó la concejala de Salud y Protección Animal, Carmen Rebollo (IU): “Entre el 18% y el 40% de las mujeres víctimas de violencia machista afirman retrasar su salida del domicilio del agresor por miedo a que este tome represalias contra sus mascotas, ejerciendo lo que se conoce como violencia vicaria (que también se produce hacia los hijos)”. De este modo, este programa multidisciplinar (con profesionales de la medicina, la veterinaria, la educación canina/felina, la criminología, el trabajo social, etc.) ha ayudado ya a más de 300 mujeres supervivientes y a sus animales (perros y gatos, habitualmente); además, cuenta con una red de más de 1.000 casas de acogida, a las que podrán sumarse más casas de Rivas.

En estas casas de acogida, con normas especiales de seguridad y confidencialidad, los voluntarios acogen a los animales hasta que estos pueden volver con sus propietarias, ya que el problema que se encontraban estas mujeres supervivientes es que la mayoría de pisos de acogida no dejan entrar animales. La concejala de Podemos, Vanesa Millán, ha destacado el impulso estatal que su partido ha dado a esta iniciativa desde la Dirección General de Derechos Animales. Similar diagnóstico ha compartido Marisa Pérez (PSOE) al felicitar al Gobierno de España.

La iniciativa ha sido aprobada con un amplio consenso municipal: votaron favorablemente todos los concejales presentes, salvo el voto en contra de la concejala de Vox. Esta concejala se ha descolgado en solitario al negar la violencia machista y hablar de “violencia intrafamiliar”, calificando la medida de “chiringuito”. Una actitud muy distinta y más responsable han demostrado otros partidos de la oposición como PP y Ciudadanos, que han secundado la medida. El concejal Jorge Badorrey (Ciudadanos) ha afirmado que “el proyecto VIOPET es necesario para Rivas y además la red de apoyo de las casas de acogida será de utilidad para más municipios”. En la misma línea, Francisco José Gallardo (PP) ha celebrado que Rivas se una a municipios gobernados por el PP que ya tienen en vigor este programa, como Las Rozas o Tres Cantos. V.R.