La Coordinadora Antiprivatización de la Sanidad (CAS) convoca movilizaciones en todas las Comunidades Autónomas el sábado 26 de marzo.

Ante el grave deterioro de la sanidad pública, intensificado en los dos años de pandemia, y el auge correspondiente de la privatización, lo que ha dado lugar a un crecimiento nunca visto de los seguros privados, CAS plantea que la derogación de las leyes que amparan el negocio del capital y la más amplia movilización popular, constituyen la única posibilidad de recuperar un sistema público de salud amenazado de muerte y que va camino de convertirse en un sistema de beneficencia.

Para ello se están llevando a cabo en todo el territorio del Estado actos informativos y la recogida de firmas para una Iniciativa Legislativa Popular que está recibiendo el apoyo por multitud de organizaciones sociales y sindicales.

CAS entiende que frente al cáncer que supone la privatización no cabe la mala medicina. Se debe de actuar contra las causas del problema y no sobre los síntomas,  derogando las leyes que hoy día hacen legal la privatización, y dedicar esos miles de millones de € que hoy acaban en los bolsillos de los accionistas de estas empresas privadas, a rescatar el Sistema Púbico Sanitario.