El Pleno del Ayuntamiento de Villar del Olmo ha aprobado una bonificación del 95% en el impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana, lo que comúnmente se conoce como plusvalía, de forma que heredar una vivienda será menos gravoso para el bolsillo de los ciudadanos.

La moción, presentada por Vox y que vio la luz con los votos favorables de PP y Cs –en la comisión de cuentas- y la abstención del PSOE, supone una considerable rebaja en esta “doble imposición” tributaria que se conjuga con el impuesto de sucesiones y donaciones y el IBI, beneficiando a los descendientes, adoptados, cónyuges y ascendientes por “mortis causa”.

“Todos los grupos políticos estamos de acuerdo en que, con la situación actual, ningún vecino de nuestro municipio debería tener que pagar por la herencia de unos bienes que les legaron sus progenitores”, ha explicado la Alcaldesa, de Villar del Olmo, Lucila Toledo. Una medida que, en opinión de la regidora villareña, servirá para ayudar económicamente a las familias que no sólo se han tenido que enfrentar a la pérdida de un ser querido por el covid-19, sino que además ahora tienen que afrontar la carga que supone heredar”.

Por ejemplo, para una finca cuyo valor catastral fuese de 32.000 euros, sin esta bonificación el impuesto ascendería a 2.764 euros, mientras que con la rebaja del 95% los herederos tan sólo tendrán que abonar 138 euros. Pero especialmente notable será el ahorro en el caso de las fincas de mayor valor: con una valoración catastral de 100.000 euros, tan sólo se pagarían 432 euros, frente a los 8.640 euros que se tendrían que abonar sin la bonificación.

Esta modificación de la ordenanza fiscal forma parte del mayor paquete de rebajas de impuestos aprobado por el Ayuntamiento de Villar del Olmo, y al que se le suma la reducción del IBI entre un 40% y un 60% para las familias numerosas.

También te puede interesar