Las celebraciones volverán del 13 al 16 de mayo a la ciudad, únicamente con las medidas COVID que establezca la Comunidad de Madrid.

La Comisión de Fiestas tuvo su primera reunión, el pasado lunes 21 de febrero, para informar a los colectivos y entidades de las previsiones que tiene el Consistorio para las Fiestas de 2022, que vuelven a la normalidad tras dos años de pandemia. Ya no hará falta ningún sistema de reserva previa y las únicas medidas COVID que estarán en vigor serán las que establezca la Comunidad de Madrid (al momento de escribir esta noticia, solo se aplica la obligación de mascarilla en conciertos y eventos multitudinarios similares).

El 13 de mayo será festivo en Rivas y el 16 de mayo será festivo tanto en Rivas como en Madrid. Por ello, las fiestas tendrán lugar del jueves al lunes (del 12 al 16 de mayo) y contarán con una mayor separación entre la zona familiar de atracciones infantiles y la zona de las casetas. En el paseo Alicia Alonso estarán situados los puestos feriantes de hostelería y los locales municipales.

Además, para que sean unas fiestas más inclusivas se establecerán tres franjas horarias. En primer lugar, de 18:00 a 21:00, no habrá música para permitir que las fiestas sean accesibles para la infancia ripense que tiene trastornos del espectro autista. El volumen de la música será moderado entre las 21:00 y las 23:00 horas, a partir de las cuáles (hasta las 4:30 horas) se quitará ese límite. Viernes, sábado y domingo abordarán conciertos de distintos estilos: más juvenil y solidario el viernes, más convencional el sábado y siguiendo el estilo del “RivasRock”, el domingo.

Durante el día, la actividad festiva se trasladará al casco histórico de Rivas y se contará con un parking disuasorio para evitar ocupar las plazas de los residentes. Las entidades sociales podrán disponer de casetas, como en otras ediciones (de jueves a domingo), con la particularidad de que el coste será del 50% respecto al año pasado (para aquellas entidades que pusieron caseta, con la excepción de los partidos políticos que seguirán teniendo que abonar el 100%). Se trata de una medida del Ayuntamiento que busca compensar a aquellas entidades por las pérdidas del año pasado.

En el apartado del ocio y el modelo de fiestas también hubo propuestas de las entidades, como la idea de Espacio 4 de añadir un escenario con grupos “populares” y locales en la zona de casetas. Por otro lado, el grupo scout MB-68 solicitó un punto de reciclaje para minimizar los residuos y avanzar en un modelo de fiesta ambientalmente más sostenible.

Una de las novedades más aplaudidas fue la recuperación del modelo de “Amanece que no es poco”, una opción de ocio saludable orientada a la juventud ripense que se podría emplazar en la zona del parking. También se mantienen los fuegos artificiales en la noche del sábado al domingo.

Por último, el sistema de vasos solidarios se mantiene: depositando un euro se dispone de un vaso que se puede reutilizar. Al acabar de usarlo, debe devolver el vaso en la caseta de la ONG XXI Solidarios, y se puede recuperar el euro o donarlo a la ONG para que pueda desarrollar sus fines solidarios. En el caso de que alguien quiera llevarse el vaso a casa como recuerdo, puede hacerlo sin recuperar el euro, por lo que estaría donando a la organización algo menos de un euro (al tener que restar el coste del vaso).

Las bases definitivas de la concesión de casetas se aprobarán en la Junta de Gobierno Local el 10 de marzo, previsiblemente, y se podrán solicitar hasta el 30 de marzo. V.R.