Pilar Gabina Alonso García es concejala por el Partido Socialista de Rivas, tercera teniente de alcalde en el Gobierno Municipal, concejala de Urbanismo y Vivienda y segunda Portavoz del Grupo Municipal Socialista. Es concejala desde 2019, su primera legislatura.

Es vecina de Rivas desde 1997. Licenciada en Publicidad y RRPP por la Universidad Complutense de Madrid.

PREGUNTAS

  1. Tanto su perfil académico como el profesional, parece que apunta a la gestión empresarial más que a la tarea política (aunque políticos seamos todas), ¿Qué la motiva a participar en la acción política activa de partido y como consecuencia en la gestión pública municipal? 

Como bien indica, soy vecina de Rivas desde 1997. Aquí he creado mi hogar, he visto crecer a mi hija y he desarrollado mi vida profesional. Y ha sido eso, mi implicación y amor por esta ciudad, la que me ha llevado a dar un paso más y a comprometerme con la gestión diaria de la misma, desde el proyecto socialista. Entiendo que los partidos políticos deben ser herramientas útiles para la ciudadanía, para mejorar el día a día de las personas desde la acción política, en este caso, desde el proyecto del PSOE, partido al que pertenezco desde hace años y en el que milito por convicción. En el PSOE decidimos entrar a formar parte del gobierno municipal en uno de los momentos más difíciles a los que como sociedad nos enfrentábamos, en plena crisis sanitaria, entendiendo que en la gestión del día a día era donde éramos más útiles para los vecinos y vecinas de Rivas. Y así lo hicimos.

  1. Para que lo entiendan los vecinos que nos lean ¿Cuál es la actividad concreta de la concejalía de Urbanismo y de la EMV hoy?

Me temo que no puedo hablarle de una actividad concreta, porque son muchas las actividades “concretas” que recaen en la concejalía de Urbanismo. Pero sí puedo hablarle de un objetivo claro por el que desde la concejalía de Urbanismo trabajamos y es conseguir una ciudad sostenible, accesible, verde, que recupere espacios para las personas, en la que impere un urbanismo transparente y no especulativo. Una ciudad al servicio de su ciudadanía. Respecto a mi responsabilidad como consejera delegada de la EMV, ésta pasa por continuar haciendo de la empresa un ejemplo en la promoción de vivienda pública, aumentando el parque de vivienda en alquiler, pensando principalmente en los jóvenes, y continuar gestionando de manera ágil y transparente el amplio patrimonio de viviendas, plazas de garaje, locales y oficinas en alquiler, para que puedan ser una oportunidad para los vecinos y vecinas de Rivas.

  1. El urbanismo en Rivas es complicado por la enorme extensión, elementos constructivos, zonas de recreo, etc. ¿Cuáles considera usted que son los principales problemas de una ciudad como la nuestra?

Cómo bien indica, Rivas se caracteriza por su enorme extensión, por ser una ciudad muy horizontal, con gran número de viviendas unifamiliares, grandes parques urbanos, numerosas instalaciones municipales… y lo que es una oportunidad en sí, también conlleva otro tipo de dificultades, como el mantenimiento de las zonas verdes, la limpieza viaria… Estos trabajos son acometidos con eficacia por nuestra otra empresa pública Rivamadrid, que ha sabido adaptarse a las nuevas necesidades que han ido surgiendo. Pero el principal problema de nuestra ciudad ha sido que no ha acompasado su crecimiento poblacional con el crecimiento en los servicios públicos que cubriesen las necesidades de los vecinos y vecinas de Rivas: servicios educativos, sanitarios, residencias para personas mayores… en su inmensa mayoría, competencia del Gobierno de la Comunidad de Madrid.

  1. Los vecinos y vecinas de Rivas acaban de decidir, que quieren repensar la ciudad y de ahí se deduce que lo que hay no les gusta (o alguna parte) ¿Aún estamos a tiempo de mejorar lo que tenemos en la actualidad? ¿Por qué considera usted que hemos esperado tanto tiempo para cuestionarnos el futuro de la ciudad?

Con la nueva Ley del Suelo de la Comunidad de Madrid, los ayuntamientos hemos perdido control y hemos detectado zonas con tensión urbanística por encima de lo deseable frente a lo que marca la Agenda 2030, estamos en ese momento en que se ha hecho necesario parar para pensar. El crecimiento de los últimos diez años, con más de 25.000 nuevos vecinos y vecinas, con más de 9.500 nuevas viviendas construidas, con cerca de 250.000 desplazamientos de vehículos diarios, con zonas de la ciudad tensionadas urbanísticamente por encima de lo deseable y con la falta de servicios que acompañen este crecimiento, nos ha puesto en alerta. Hemos tenido que actuar en la necesidad de parar para, entre todos y todas, repensar el modelo de ciudad que queremos para las próximas décadas. Se trata de garantizar un modelo de ciudad sostenible y la calidad de vida que ha hecho de Rivas un referente en la Comunidad de Madrid. Nuestra ciudad aún tiene zonas en desarrollo sobre las que podemos actuar para mejorar la vida de quienes en ellas vayan a vivir. Tenemos la oportunidad de que sean los vecinos y vecinas los que nos digan cómo quieren que sea su calle, su barrio, su ciudad, y para ello abrimos un proceso participativo.

  1. El techo en habitantes que fijaba el último PGOU estaba en unos 110.000 vecinos y vecinas. Si se llegara a construir en todos los suelos urbanos, probablemente esa cantidad se superaría en mucho ¿Cuál es para usted el techo ideal de habitantes y por qué?

No se trata de hablar de un máximo de población sino de un modelo de ciudad acorde con las necesidades de un municipio del siglo XXI, que tenga presente la hoja de ruta marcada por la Agenda 2030 y la implantación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y que dé respuesta a las necesidades de la ciudadanía. Teniendo en cuenta esos criterios, se terminará dibujando la población ideal de Rivas. Hay que tener en cuenta que el último PGOU fue aprobado hace más de 17 años con poco más de 35.000 habitantes, por lo que respondía a una realidad muy diferente a la actual. Las necesidades de la ciudad y de la ciudadanía han cambiado y eso es lo que debemos abordar. Y a ello es a lo que estamos llamados y a lo que invitamos a toda la ciudadanía ripense. Además, Rivas tiene un papel que jugar en el entorno metropolitano de Madrid, pero al mismo tiempo tiene el reto de propiciar un crecimiento sostenible que tiene mucho que ver con su capacidad de carga.

  1. El mantenimiento con calidad de la ciudad es muy costoso, a pesar del cambio desde hace unos años de vivienda en planta a vivienda en altura ¿Considera que la ciudad es sostenible y que los impuestos no se dispararán a medio plazo?

Ya tenemos los principios de una ciudad sostenible. Rivas es muy lineal y supone mucho coste. La empresa municipal de servicios Rivamadrid tiene que mantener las calles, los jardines, abordar la limpieza, y eso hay que pagarlo, y hay muchas viviendas unifamiliares. Eso hace que la extensión obligue a invertir más dinero. Rivas no puede continuar apostando por la vivienda unifamiliar dispersa de forma masiva. Consume muchos recursos, genera muchos metros cuadrados de urbanización para pocos habitantes que hay que mantener y requiere del uso ineludible del automóvil. Además, la sostenibilidad no solo es relativa al medio ambiente, sino también a la seguridad y al mantenimiento de la ciudad. Un urbanismo sostenible no solo depende de un PGOU, sino de todas las interacciones que hacemos en la ciudad. Depende también de los servicios sanitarios, educativos o de transporte público.

  1. La Comunidad de Madrid acaba de aprobar una nueva Ley del Suelo ¿Cómo va a afectar esta nueva Ley al urbanismo en Rivas y a la calidad de vida de los vecinos/as?

Han sido reiteradas las ocasiones en las que hemos denunciado que con la nueva Ley del Suelo de la Comunidad de Madrid, los ayuntamientos hemos perdido mecanismos de control urbanístico con el riesgo que ello conlleva, en un aspecto tan trascendental como este del que hablamos. A nadie se le puede olvidar que, en la Comunidad de Madrid, la especulación, la falta de control y, por qué no decirlo, la corrupción, han sido una realidad en el ámbito del urbanismo. Por ello, en lugar de encaminarnos a leyes más permisivas, deberíamos trabajar en un mayor control urbanístico para evitar esa especulación, para proteger el medio natural, evitar el crecimiento incontrolado y la falta de transparencia. En Rivas, con esta nueva Ley del Suelo, de entrada nos hemos encontrado con nuevos vecinos y vecinas a los que se les han entregado sus viviendas sin un control previo, comprometiendo su calidad de vida. Se les ha hecho un flaco favor eliminando la figura de la Licencia de Primera Ocupación. Una cosa es fomentar la agilización administrativa y otra bien diferente es la desprotección que van a sufrir los y las ripenses con este tipo de medidas.

  1. La nueva Ley de Vivienda que acaba de aprobar el Gobierno Central ¿Afectará de alguna manera a nuestra ciudad?

Esta norma, pionera en nuestra democracia, una vez que se desarrolle, va a convertir el derecho a la vivienda recogido en la Constitución en un derecho real y efectivo. Hay que destacar el que se vaya a poner tope al precio del alquiler en las zonas tensionadas, en aquellas viviendas de los grandes tenedores o de los fondos especulativos, y a dar una mayor protección e importantes beneficios fiscales a los propietarios particulares que se acojan a la ley. Si consigue moderar el precio de los alquileres, la ley permitirá que Rivas sea una ciudad más inclusiva e integrada. La vivienda es un bien de primera necesidad. Esta premisa orienta las políticas del equipo de gobierno y se refleja en las actuaciones de la EMV.

  1. Uno de las principales tareas de la EMV ha sido la construcción de vivienda social ¿Cuáles son los nuevos proyectos de la Empresa Municipal de la Vivienda?

Una de las principales líneas de actuación de la EMV pasa por facilitar el acceso a la vivienda de la población más joven, que es la que más dificultades encuentra en este sentido. En ello juega un papel importante el Parque Público de Vivienda en régimen de alquiler (664) de la EMV. La empresa promueve también el desarrollo y ejecución del Plan Municipal en Alquiler Joven en la parcela 44 ZUOP 9 “Los Montecillos”, con lo que seguimos fomentando el alquiler. Todas estas promociones públicas de alquiler como las que lleva a cabo la EMV pretenden intervenir en el mercado inmobiliario ante una oferta escasa y cara en el ámbito privado, por lo que se lanza al mercado un producto que, además de satisfacer las necesidades de los adjudicatarios, colabora en la moderación del precio de mercado.Por otro lado, estamos trabajando en el Proyecto de Vivienda Colaborativa para Personas Mayores ‘Cohabita Rivas’ o en la coordinación de la gestión de la oficina ARRU de Covibar, encargada del asesoramiento técnico y administrativo para la rehabilitación y la regeneración del barrio, que entre otras cosas ha permitido la instalación de 216 ascensores o la acometida de obras de eficiencia energética. El otro proyecto destacado es la ‘Posada del Alcalde’, un edificio singular del Casco Histórico en el que se pretende poner en marcha un establecimiento hostelero por el sistema de concesión administrativa y un punto de información turística.

También te puede interesar