Obra premiada en 2022 con el máximo galardón nacional. Reivindica la libertad de ser, contando la historia de una niña trans (domingo 23 octubre, 18.00).

Personajes de ‘Cris, pequeña valiente’.

DOMINGO 23 OCTUBRE / 18.00.
Auditorio Pilar Bardem. 6 euros (ver descuentos).
Compra: web entradas.rivasciudad.es o taquilla (jueves y viernes, de 19.00 a 21.00, y días con función desde una hora antes).

El montaje ‘Cris, pequeña valiente’ se ha llevado este año el premio Max al mejor espectáculo infantil. Una carta de presentación que avala la valentía de representar teatro, en este caso de títeres, para el público más joven abordando un tema tan relevante socialmente como la identidad de género.

Se trata de una obra de la compañía andaluza El espejo negro, que durante 70 minutos cuenta la historia de Cristina, “una niña que al nacer pensaron que era un niño. Sí, un niño… Pero ella nunca se sintió niño. Desde siempre se sintió niña y así se lo hizo saber a sus padres desde muy pequeñita. Cris, que así le gusta que la llamen, es una niña trans, risueña e inteligente, que lucha por su derecho a ser la persona que es y siente. Desea tener un futuro repleto de libertad y oportunidades para poder crecer y desarrollarse, como cualquier otra niña de su edad”, se lee en la sinopsis de la obra.

En la interpretación y manipulado de títeres trabajan Cristina Jiménez, Carlos Cuadros y Yolanda Valle.

Se trata del segundo espectáculo de cuatro de la programación otoñal familiar del auditorio Pilar Bardem, que ofrece la posibilidad de un descuento del 30% en cada entrada a quienes compren dos o más localidades para al menos dos montajes. También hay rebaja por obra para grupos (diez o más personas), personas jubiladas, familias numerosas y personas desempleadas o con carné joven.

Creada en 1989 por el autor andaluz Ángel Calvente, autor y director de ‘Cris, pequeña valiente’, la compañía El espejo negro utiliza en sus propuestas un lenguaje corrosivo y burlón. Sus espectáculos, provocadores e innovadores, marcan una forma de hacer teatro que lo identifican con un estilo propio en el género titiritero. Calvente ha perseguido siempre la dignificación del mundo de la marioneta a través de su compañía, que también ganó el premio Max al mejor espectáculo infantil en 2012, con ‘El fantástico viaje de Jonás, el espermatozoide’, y en 2009, con ‘La vida de un piojo llamado Matías’.