Buscar

Un pedazo de Rumanía en la Biblioteca García Lorca

Un pedazo de Rumanía en la Biblioteca García Lorca

Desde hace casi un año, esta biblioteca municipal alberga el Centro de interés cultural-Rumanía, con más de 80 productos de autores rumanos

En la Biblioteca municipal Federico García Lorca se puede viajar. Ese billete de avión está en cada uno de los libros de la estantería que conforma el Centro de interés cultural- Rumanía, un programa municipal que desarrolla el Ayuntamiento en colaboración con la Asociación hispano-rumana Nuestras Costumbres. “En Rivas viven entre 3.500 y 4.000 ciudadanos rumanos. Nos pareció natural compartir nuestra literatura y lo hacemos con mucha alegría. Por eso, más del 75% de los libros son en castellano”, asegura Sorin Ciobanu, presidente de la Asociación.

Poco antes de entrar en esta biblioteca, en la Plaza de la Constitución, se encuentra el primer homenaje a la cultura de los y las ripenses nacidos en Rumanía. En uno de los bloques de hormigón, aparece reflejada una de las frases del poeta Mihai Eminescu que muchos paseantes leen cada día: “Comprendí que se puede tener todo sin tener nada y nada teniéndolo todo”. Solo hay que caminar unos metros más para poder acceder a los libros de este escritor rumano que aparece en el catálogo de la biblioteca García Lorca junto a una selección de autores y autoras que va desde ganadoras del premio Nobel, como Herta Müller, hasta escritores más contemporáneos o que han vivido en España. 

Los “centros de interés” son, en realidad, grupos de libros organizados por temas. En las bibliotecas de Rivas están el citado Centro de Interés cultural-Rumanía (Federico García Lorca), la temática Familia (Gloria Fuertes, García Lorca y José Saramago), Novela policíaca (José Saramago) Cine español (José Saramago) Novela fantástica juvenil ( José Saramago) ,Trabajo y oposiciones ( Gloria Fuertes y García Lorca) y Feminismo (Gloria Fuertes).

El centro de Rumanía tiene dos objetivos, según cuentan desde el Ayuntamiento. El primero, “visibilizar a la mayor población foránea de Rivas”, como es la comunidad rumana. El segundo, “difundir libros de autores rumanos, especialmente, en la primera y segunda generación”. Además, también es un buen proyecto para “fomentar las bibliotecas como espacios interculturales y para todas las personas”. 

La frase del poeta Mihai Eminescu en la Plaza de la Constitución de Rivas.

Recomendaciones

Este centro de interés tiene en catálogo más de 80 productos sobre cultura rumana, que van desde películas a libros. Sorin Ciobanu tiene una recomendación para aquellos que quieran adentrarse en la literatura rumana: “Hay un libro muy bonito que se titula ‘Dios ha nacido en el exilio’, (de Vintila Horia). Trata sobre el exilio de Ovidio, pero creo que podría tratarse de cualquier migrante”, explica.

Como recomendación más personal, elige ‘El jardín de vidrio’, de la escritora moldava Tatiana Tibuleac. “Es una autora contemporánea. No tiene más de 50 años y escribe muy bien. También recomendaría su libro ‘El verano en que mi madre tuvo los ojos verdes’”, asegura.  

La selección del García Lorca es una oportunidad para conocer mejor las raíces culturales de muchos vecinos ripenses, pero también una gran ventana para los amantes de la literatura del municipio, que tienen a su disposición decenas de libros a los que viajar teniendo como pasaporte únicamente el carnet de la biblioteca.

¡Difunde la noticia!