El próximo 1 de septiembre de 2021, Rivanimal, la protectora de animales ripense, tendrá a su cargo el servicio de recogida de animales de Parla, así como la gestión del Centro de Protección Animal de dicha localidad, como consecuencia de haber logrado ser la adjudicataria mediante licitación pública que tuvo lugar hace pocos meses. El contrato se prolongará hasta el 1 de septiembre de 2023 e incluye una posible prórroga del mismo de 2 años más.

Rivanimal ya venía ejerciendo esta labor en el municipio parleño desde el pasado 1 de marzo como consecuencia del convenio suscrito entre el Ayuntamiento de Rivas-Vaciamadrid y el de Parla, motivado por la reforma que se tenía que acometer en el CPA de Parla. Esto ha significado que durante estos 6 meses todos los animales recogidos en Parla venían al nuevo CIPAR de Rivas. Este convenio finaliza el próximo 31 de agosto, así como las obras que se están ejecutando en ese CPA. De ahí que a partir del 1 de septiembre la nueva entidad adjudicataria empiece a operar en Parla con normalidad y los animales acogidos volverán a ingresar en sus respectivos Centros.

Para ello, la protectora Rivanimal está ampliando sus recursos humanos (la plantilla) y sus recursos materiales para hacerse cargo de las dos ciudades, con la gestión de sus respectivos Centros de Protección Animal (CIPAR de Rivas y CPA de Parla) y las colonias felinas de ambos municipios. Esto está significando un gran esfuerzo por parte de la protectora de Rivas que tomó una compleja y meditada decisión para presentarse a la licitación de Parla (una vez que se hizo cargo temporal del mismo), motivada por la circunstancia de que en Parla el servicio de acogida de los animales abandonados no volviese a caer en manos de empresas comerciales que no practican una gestión proteccionista, como así ha ocurrido en esa localidad en los últimos años.

Rivanimal encara esta nueva etapa con un profundo sentido de responsabilidad, humildad y siempre velando por la Protección Animal como principio fundamental en su acción. Rivanimal quiere agradecer a sus socios, voluntarios y al resto de protectoras de la Federación Madrileña de Protectoras de Animales (FAPAM) su apoyo, sin el cual no habrían sido posible estos 10 años de historia, así como agradecer a la ciudad de Rivas y a sus representantes que apostaron en su día por la gestión proteccionista de este servicio, lo cual ha servido de ejemplo para poder aplicarse en otros municipios, como es éste el caso.

Asociación de Rivas-Vaciamadrid  para la Protección de los Animales

También te puede interesar