Me cae bien Yolanda Díaz.

¿Cuándo un ministro o ministra de trabajo ha sido aclamada en un congreso de Comisiones Obreras?

La Ministra Díaz ha sido clave en proteger con los ERTES a trabajadores y trabajadoras que en esta crisis pandémica han cerrado temporalmente sus empresas. El Gobierno de coalición se ha gastado 30.000 millones de euros en ayudar a las familias trabajadoras en estos dos años. Qué diferencia con los 100.000 millones gastados en rescatar a la banca por el gobierno Rajoy en la crisis anterior.

La Ministra Díaz, con Unidas Podemos, impulsó en el gobierno de coalición la subida del salario mínimo un 30% en lo que va de legislatura, y el Salario Mínimo Vital, que aunque tímido, ya llega a 800.000 personas. Poco a poco, se está acabando  con la pobreza severa de muchas familias trabajadoras.

La Ministra Díaz, ahora, está en una guerra abierta por conseguir que el gobierno de coalición derogue la Reforma Laboral del PP antes de fin de año. De conseguirlo será todo una proeza y restituirá los derechos laborales hurtados a trabajadores y trabajadoras.

Yolanda Díaz, con su infinita energía, intenta que todos los partidos progresistas confluyan en una única candidatura en las próximas elecciones, que se priorice un programa político que mejore la vida de la gente, a las siglas o egos. Bravo por ella si lo consigue.

Sí, me cae bien Yolanda Díaz, aunque me dejó estupefacto escucharle decir, en su discurso en la fiesta del PCE, que en Rivas se hacían políticas de izquierda gracias a su alcalde Pedro.

Y no es la única en decirlo. Rivas tiene una gran fama de reducto izquierdista en todo el territorio español. “La Aldea Gala” la llaman. Hay que reconocer que IU ha gestionado muy bien su propaganda para que así parezca.

Se cumplen 30 años de gobierno de Izquierda Unida en Rivas y las políticas privatizadoras de la gestión de los servicios municipales siguen intactas:

Tenemos privatizada la gestión del Colegio Municipal Hipatia, las escuelas infantiles municipales, la atención integral a los mayores y ayuda en domicilio, las clases deportivas, las piscinas municipales,  las actividades culturales, parte de la escuela de música,  la atención  a los inmigrantes, las áreas de juego infantiles, los servicios de acogida en los colegios, la acogida de animales, el servicio de multas, los puntos limpios, el asesoramiento psicosocial e intervención socioeducativa, el parque agroecólogico… A lo que hay que sumar que el año pasado se concedió la gestión de un polideportivo público a un fondo buitre, y por 40 años.

¿Cómo es posible que dirigentes de Izquierda Unida y Podemos no conozcan estas políticas privatizadoras de servicios municipales? El Ministro de Consumo vive en Rivas, incluso Irene Montero y Pablo Iglesias vivieron una temporada en Rivas. No quiero pensar que lo conozcan y miren para otro lado, porque sería aún más grave.

Las políticas de derecha en el tratamiento de la gestión de los servicios municipales ya fue denunciada por la asamblea del 15M hace ya diez años. En aquellas multitudinarias asambleas ciudadanas de los sábados, ya se exigía al Ayuntamiento la gestión publica de los servicios y la convocatoria de oposiciones publicas para contratar al personal necesario.

Posteriormente, también el Frente Cívico, aquel que fundó julio Anguita en el 2012, hizo una crítica rotunda de la gestión privada de los servicios municipales.

Incluso Podemos en Rivas, desde 2014 y antes que fuera secuestrado por dirigentes sin  ética política o democrática alguna, entabló una dura batalla en defensa de la gestión publica de los servicios municipales.

Lo que está pasando en Rivas con la izquierda es tremendo. Los dirigentes nacionales de Unidas Podemos, puede que desconozcan las políticas que su formación desarrolla en el Ayuntamiento de Rivas, pero quizás deban preguntarse cuál es el motivo por el que se está perdiendo el tremendo capital electoral en esta ciudad:

En las elecciones autonómicas del 2015, Podemos fue la fuerza más votada en Rivas, con un 30% de los votos, a los que hay que sumar los votos de IU, que se presentaron independientemente y consiguieron un 6,71 %. El PP logro un 19%.

En el 2021, en las mismas elecciones autonómicas, el PP consigue ser la primera fuerza con el 34% de los votos y Unidas Podemos se queda con un 11%.

Si el PSOE, IU, Podemos, Mas Madrid y Equo, que gobiernan el Ayuntamiento de Rivas, no corrigen sus políticas y no consiguen ilusionar  a quienes les votaron durante décadas, me temo que el gobierno se nos va a la derecha, lo que será un gran triunfo de quienes han escalado la política en Rivas sin ética ni ideología.

Les dejo con una noticia referente a la propuesta de Izquierda Unida-Equo de Motril ante el pleno municipal sobre la municipalización del servicio de Ayuda en Domicilio:

Somos abiertamente partidarios y defensores de la gestión pública de los servicios municipales, en cualquier momento, no sólo en momentos como el actual. 

Defendemos la gestión pública de los servicios porque entendemos que de este modo se garantiza una mayor calidad y eficacia de su prestación, además de asegurar unas adecuadas condiciones laborales de sus trabajadores y trabajadoras.

Los recursos públicos deben ser objeto de una gestión pública, que se oriente exclusivamente al interés general. No se puede admitir que se pretenda convertir en negocio privado la gestión de los servicios públicos, ya sean estos la educación, la sanidad, los cuidados o la limpieza

 José Manuel Pachón López