El Gobierno Regional, el presidido por Isabel Díaz Ayuso, vuelve a dar la espalda a los vecinos y vecinas de Rivas. En esta ocasión, ha decidido de forma unilateral no hacer uso del Centro Regional de Vacunación que ellos mismos habían solicitado en las pistas semicubiertas del Polideportivo Cerro del Telégrafo.

Durante semanas, ante el interés de la Comunidad de Madrid por ubicar un dispositivo de vacunación masiva en nuestra ciudad, desde el Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid hemos trabajado coordinadamente con el Gobierno Regional y seguido las indicaciones de la propia Consejería de Sanidad para adecuar las instalaciones municipales a sus requerimientos y tenerlo listo para su puesta en marcha el pasado 21 de junio.

Hemos puesto nuestros recursos, que son los de toda la ciudadanía ripense, a disposición de la Comunidad de Madrid para cumplir con todos sus requerimientos y poder agilizar el proceso de vacunación no solo en Rivas, sino en todos los municipios de nuestra área de influencia. Sin embargo, de repente y de forma unilateral, nos enteramos a través de la prensa que donde dije digo, digo Diego. Y una vez más, los perjudicados son los vecinos y las vecinas de Rivas, que vuelven a ser víctimas de la deslealtad institucional del Gobierno de la Comunidad de Madrid con nuestra ciudad.

Podría no sorprendernos esta actitud del Gobierno Regional, al fin y al cabo es una más. Pero sí sorprende que el PP de Rivas, en un intento por defender a Díaz Ayuso en lugar de defender los intereses de los y las ripenses, haya acusado a este Ayuntamiento de “actuar de forma unilateral para engañar a los vecinos”. Muy lejos de la realidad.

Afirmar algo así cuando ambas administraciones nos hemos coordinado a través de llamadas, correos electrónicos y cuando el personal de la Consejería de Sanidad ha visitado hasta en dos ocasiones el polideportivo acompañado por la concejala de Salud, por el concejal de Innovación y Modernización, por una servidora como concejala de Deportes, y por técnicos municipales y de la propia administración regional, cae por su propio peso. In situ, el 2 de junio, el personal de la Consejería nos confirmó que se iba a usar ese espacio como centro de vacunación, nos entregaron la señalética para acondicionar el recorrido, las zonas de espera, hasta 5 puestos de vacunación y 3 administrativos, y determinaron por donde realizar la entrada y salida, para lo cual construimos una rampa que permitiese el acceso directo desde el exterior y adaptado a personas con movilidad reducida.

Así que, respondiendo a las afirmaciones del PP de Rivas, no, no hemos actuado por nuestra cuenta y no, no hemos sido nosotros quienes hemos engañado a los vecinos y vecinas de Rivas.

Además, ante la saturación y falta de recursos y de personal por que atraviesan los centros de salud, no es serio ni responsable justificar esta decisión unilateral de desmantelar un Centro de Vacunación con el argumento de que la Atención Primaria madrileña dispone de una infraestructura adecuada y suficiente para absorber todo el proceso de vacunación. Por no hablar del caso concreto de Rivas, donde no podremos vacunar ni en el centro de especialidades que aún no tenemos, ni en el cuarto centro de salud que aún estamos esperando a que la Comunidad de Madrid construya.

Hemos pedido a la Consejería de Sanidad que se replantee su decisión pero parece que no, que finalmente Rivas, a pesar de tenerlo ya acondicionado, se queda sin Centro de Vacunación, los vecinos y vecinas de Rivas tendrán que continuar acudiendo a otros municipios a vacunarse.

 

También te puede interesar