En la mañana de hoy día 17 de julio, miembros de los medios de comunicación locales, acompañados una vez más por Manu de la Asociación Jarama 80, hemos recorrido los lugares donde estaba emplazado el Frente del Jarama, en la margen izquierda del río del mismo nombre y también a la izquierda de la A3, justo por debajo de los cortados, detrás del polideportivo Parque del Sureste . Nuestro guía nos ha ido explicando detalles de las posiciones del ejército republicano. Y sobre todo, en esta ocasión nos ha contado el proyecto de excavaciones y de puesta en valor de todos estos restos: los de la Batalla del Jarama y todos los anteriores, referidos a asentamientos prehistóricos  de épocas anteriores.

El proyecto de excavaciones que se van a realizar en la zona de El Campillo, comprende tres catas localizadas, una justo al acceder desde Rivas a la laguna del Campillo, a la izquierda, donde aún se aprecia en una cueva (a la mitad del cortado) lo que pudo ser la tronera de un nido de ametralladora. La segunda cata se hará en la zona repoblada de pinos, frente a la empresa Pacadar, asumiendo que los restos serán difíciles de identificar puesto que en ese lugar se ubicó posteriormente un campo de tiro de la Guardia Civil. La tercera cata se hará un poco más adelante en la zona donde se supone hubo un campamento de descanso de las tropas, entre batalla y batalla, una zona resguardada y llena de cuevas alrededor, donde se supone se guarecían los soldados para protegerse o para descansar.

Durante todo el recorrido, hemos ido visitando y fotografiando numerosas trincheras, cuevas, nidos de ametralladora, pozos granaderos, puestos de observación, etc. Numerosos vestigios, aunque muy deteriorados, todavía fáciles de recuperar para constancia y testimonio de los ciudadanos actuales (muchos hijos y nietos de los que allí lucharon) y para las generaciones venideras.

Hemos atravesado el puente de hierro donde por donde pasa el tren de vapor de los cortados, hasta llegar a los puestos blindados de vanguardia, al otro lado del río, casi ya llegando a la Poveda.

Manu Castro nos ha hablado de numerosos proyectos todavía en ciernes: la prolongación de las vías del tres de vapor hasta la estación de metro de Vaciamadrid; la creación de una ruta a pie que saliendo del metro, pase por el yacimiento de Miralrio, después por el monumento a los brigadistas y ya enlace con la ruta del frente preparada para ser visitada; la creación de un centro de interpretación de la Batalla del Jarama en el margen de la laguna del Campillo; o incluso la posibilidad de que ese centro de interpretación pudiera estar en las instalaciones de Pacadar, una vez que estos cumpliendo su contrato (vencido hace años), asuman sus responsabilidades de recuperación de la zona medioambientalmente y abandonen definitivamente la instalación que aún ocupan.

Todos los restos prehistóricos y de la historia más reciente, son patrimonio de esta nuestra ciudad y es de vital importancia su recuperación, puesta en valor y ofrecerlo como exposición a todos aquellos que tengan interés por conocer la verdadera historia de estos lugares. Es nuestra responsabilidad recuperarlos y conservarlos.

Durante este verano, una comisión del Cesit, con el investigador Alfredo González Ruibal al frente de un campo de trabajo de arqueólogos (seis americanos, dos indios y varios españoles), se excavará en las zonas descritas anteriormente. Durante el tiempo de la excavación, se podrán seguir los trabajos y solicitar explicación sobre los mismos. Se trata de una excavación abierta, que el investigador González Rubial define como ‘arqueología social y cultural’. Los viernes de septiembre, en el CC García Lorca se impartirán conferencias sobre los descubrimientos que se vayan haciendo.

También te puede interesar