En la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno Local, el alcalde de Rivas, Pedro del Cura, da a conocer a los medios de comunicación locales, que el ayuntamiento de Rivas adelantará 3,5 millones de euros para la construcción del Pabellón Polideportivo La Luna, con capacidad para 2.000 espectadores. Las normas federativas de varias disciplinas deportivas obligan a contar con este aforo para la celebración de competiciones de élite. Esa vinculado al CEIPSO La Luna , cuya construcción también asumió el Ayuntamiento de Rivas, adelantando la inversión de la Comunidad de Madrid en la dotación.

El nuevo pabellón, permitirá la práctica de fútbol sala, balonmano, baloncesto, voleibol, pingpong y hockey a patines, entre otros. Y contará con una sala escolar anexa para actividades del centro escolar.

También se construirán en la zona dos campos de Rutbi (gestionados por entidades deportivas privadas sin ánimo de lucro). Por tanto se generará un área deportiva muy importante: polideportivo de gestión privada, nuevo pabellón deportivo La Luna, instalaciones deportivas de la C.E. Hipatia.

Por fin la JGL ha dado la aprobación definitiva a la operación de traslado de la subestación de Unión Fenosa situada en la avenida de la Democracia, en el Cristo de Rivas. El nuevo emplazamiento de la subestación, más alejado de las viviendas, permitirá además continuar con las obras previstas en la Avenida de la Democracia, para la prolongación de los viales interiores de la ciudad que permitirán el previsto enlace con la M-50. Que según la información del alcalde, “hoy día 22 quedaría aprobado por decreto el Proyecto de Ejecución del acceso a esta M50, con un coste de unos 500.000€. A la espera de que FOMENTO diga cual es su compromiso finalmente con respecto al enlace y en función este, la Comunidad de Madrid determine el suyo. Esperamos que en un par de semana ya tengamos el protocolo de actuación. Antes de que acabe la legislatura, este asunto tiene que quedar resuelto por todas las partes”, ha concluido del Cura.

Mientras tanto, el ayuntamiento ha exigido a la empresa InmoJarama, que es quien está construyendo en la zona del Cristo de Rivas, que terminen todas las calles cuanto antes y no como tenían previsto (ir acabándolas en la medida que avanzan sus construcciones). El alcalde ha comentado que “ya son muchos los vecinos que viven en esa zona y tal y como están los viales es un problema para salir o llegar a sus viviendas. No se avanzarán ninguna licencia nueva, mientras no estén acabadas”.

“Dentro del Plan de Mejora de la Movilidad, el ayuntamiento acometerá la ampliación y creación de plataformas de bus con elementos prefabricados de hormigón, para facilitar el acceso a personas de con dificultades de movilidad. Esto le correspondería a la Comunidad de Madrid, pero hacen dejación como de otras muchas cosas”, comentó el alcalde.

De momento se ha quedado desierta la contratación del servicio de control de tráfico (está prorrogado el contrato de la actual empresa). Se abrirá un nuevo concurso. La idea es instalar 15 cámaras nuevas de control de monitorización, gestión de tráfico, velocidad, contaminación, control de infracciones, etc.

Con respecto a este tema, el alcalde insistió en la necesidad de controlar las zonas del entorno de los centros escolares, aportó un dato muy importante “los mayores picos de contaminación en nuestra ciudad, se producen a la puerta de los colegios justo a la hora de entrada y de salida de los niños y niñas, son demasiados los coches parados pero en marcha, a la espera de que salgan los niños a los que vienen a buscar. Es primordial proteger a los centros escolares”.

También te puede interesar