Desde la delegación de VOX en el municipio de Rivas Vaciamadrid, queremos hacer constancia pública de las numerosas quejas de los vecinos del municipio que se están produciendo a raíz de las obras acometidas por la remodelación de la Avenida de Covibar, y con mayor motivación durante la semana del 22 octubre.

Entre las diferentes quejas producidas, destacamos las relacionadas con la ampliación de aceras porque, aun siendo muy importante ganar espacio a la avenida para la mejora del flujo peatonal, resulta que se está emprendiendo a costa de la eliminación de plazas de aparcamiento en superficie en detrimento de los vecinos del barrio.

Uno de los principales problemas que vienen sufriendo habitual y constantemente los vecinos de las mancomunidades de Covibar es el déficit de aparcamientos con respecto al volumen de vehículos que se estacionan en sus calles, especialmente en horario nocturno. La consecuencia de esta falta de aparcamientos es que los vecinos deben ubicar su coche en lugares fuera de las plazas marcadas de las calzadas, inclusive en ocasiones en las aceras, o bastante alejados de su domicilio, añadiendo además la gran pérdida de tiempo que les ocasiona su búsqueda.

Ante este hecho, desde VOX Rivas Vaciamadrid mostramos nuestra preocupación de que pueda ser cierta la razón, según indican numerosos vecinos, de que esta reducción de plazas de aparcamiento en la avenida de Covibar esté motivada, entre otras, para influir a los vecinos en el arrendamiento o la adquisición de las plazas libres que se encuentran en los aparcamientos subterráneos de la empresa pública EMV de las calles Gabriel García Márquez y Abogados de Atocha. Salvo error, consta que estas plazas se pusieron al precio inicial de venta entre 17.000 y 18.000 euros + IVA en el año 2011, siendo su actual precio de 10.000 euros + IVA, al parecer por la falta de demanda.

Área de Coordinación de

VOX Rivas Vaciamadrid

También te puede interesar