— Estimando un poco ¿Cuántos tipos de insectos podrían existir a lo largo y ancho del planeta?

Es difícil de saber, ya que las cifras que arrojan las estudios varían bastante. Esto es debido a que constantemente se están descubriendo y describiendo especies nuevas en todo el mundo, en especial en las zonas tropicales y subtropicales. Se barajan cifras entre las 800.000 y 1.200.000 especies descritas, muy por encima de los demás grupos de animales juntos. Los insectos se pueden encontrar en todas partes del planeta, en la práctica totalidad de áreas terrestres y aguas interiores; desde los lagos salados cercanos al mar hasta las más altas montañas (adonde ascienden hasta alturas superiores a los seis mil o siete mil metros), pero no colonizan los océanos, donde hay muy pocas especies ni los polos: no los hay en el Ártico y, como curiosidad, decir que en la Antártida solamente vive un insecto originario: una mosca áptera cuya larva es capaz de sobrevivir hasta dos inviernos consecutivos en condiciones extremas.

Por adelantar algunas cifras orientativas, decir que, como mínimo, se conocen unas 5.000 especies de libélulas, 20.000 de saltamontes, langostas y grillos, 120.000 de moscas y mosquitos, 170.000 de mariposas y polillas, 90.000 de chinches (hemípteros), 110.000 especies de abejas, avispas y hormigas y entre 350 y 380.000 escarabajos en el mundo (algunos indican que más de medio millón de especies). La cuestión es que, además, se estima que hay muchas más, desconocidas, sobre todo en las selvas tropicales, que desaparecerán —están desapareciendo— antes incluso de llegarse a describir (la deforestación por diversos motivos —talas, incendios— de las selvas tiene la culpa de eso).

En España se estima que el número especies de insectos asciende a 60.000; otras fuentes indican algo menos, pero en todo caso la cifra es descomunal, teniendo en cuenta que hay unas 750 especies de vertebrados (la mayor parte, aves) o que las plantas no llegan a 10.000 especies en total.

 
(Continuará)
José Ignacio López-Colón