La guerra entre los hasta ahora bienavenidos miembros del Consejo Rector de la Cooperativa Covibar continúa, impía y sin tregua.

El Consejo Rector acaba de aprobar (el 18 de mayo) la interposición de una querella criminal contra el que era el vicepresidente F.R.M., ‘en defensa del honor de un trabajador’, dice el texto que nos han hecho llegar desde el mismo C.R., de la Cooperativa.

Recordamos, que semanas anteriores dicho C.R., había aprobado y abierto ‘expediente de expulsión’ (del Consejo y de la Cooperativa) contra el vicepresidente F.R.M., hasta ese momento.

Adjuntamos el escrito que nos han entregado los actuales miembros del Consejo Rector.:

Comunicado: Covibar en contra del Mobbing

QUERELLA CRIMINAL POR MOBBING.

Os informamos que el Consejo Rector (del 18-05-2020) ha autorizado la interposición de una querella criminal por acoso laboral (mobbing) contra F.R.M.en defensa del honor y derechos laborales del Trabajador que ha sufrido su acoso y persecución.

EXPEDIENTE DE EXPULSIÓN.

De los hechos que la motivan os hemos informado anteriormente (comunicado del 04-05-2020) indicando que se ha iniciado un expediente de expulsión contra el Vicepresidente y ex Coordinador de Cultura, F.R.M , por la repetida, voluntaria, deliberada y dolosa comisión de presuntas infracciones muy graves y graves de los Estatutos (acoso laboral a un trabajador de la Cooperativa (mobbing), coacciones a un trabajador de la Cooperativa, coacciones al Auditor de la Cooperativa, usurpar las funciones del Presidente, trato desconsiderado a los miembros del Consejo Rector, lanzarles falsas, graves e injuriosas acusaciones, escribir whatsapps a socios denigrando a miembros del Consejo, usar expresamente sus cargos en la Cooperativa para denigrar al Consejo, no guardar secreto de las deliberaciones y acuerdos del Consejo, no respetar los acuerdos tomados en el Consejo, intentar por todos los medios que no se puedan ejecutar, votar en un Consejo y al no ganar la votación decir que «es nulo, publicar que un Consejo en el que previamente ha votado «nunca ha existido» (no salió lo que él votó), publicar, inventarse, iniciar y seguir por su cuenta votaciones no aprobadas por el Consejo, radiar en directo su desarrollo e imaginario resultado, cuestionar y poner en duda por escrito las cuentas de la Cooperativa que él ha formulado, aprobado y firmado previamente en todas sus hojas desde hace más de 10 años, aprobadas en Asamblea, liquidadas en Hacienda y depositadas en la Comunidad de Madrid, solicitar grabaciones de las cámaras de seguridad, protegidas por la LOPD, para intentar una venganza personal, negar la autoridad del Gobierno para dictar normas durante el estado de alarma por Covid-19, negar que sean aplicables a la Cooperativa por no ser de su interés personal).

 

 

También te puede interesar