El Pleno del Ayuntamiento de Perales aprobó definitivamente sus Presupuestos Municipales para 2018. En total serán 2.407.228,52 los euros que el Consistorio dedicará a atender los servicios de los peraleños y a nuevas inversiones.

La principal novedad de las cuentas presentadas por el Equipo de Gobierno de la alcaldesa Yolanda Cuenca es la reducción del gasto. Una minoración del importe de las cuentas municipales que se debe a la ausencia de la inversión ya ejecutada para la adecuación del Centro Cultural ‘San Blas’ y “no a una reducción o eliminación de los servicios públicos”, como recuerdan desde la concejalía de Economía y Hacienda.

El otro motivo que ha provocado esta reducción de los gastos y de los ingresos es la supresión de las partidas de la Comunidad de Madrid para contratar personal laboral dentro de los programas regionales de empleo. Y es que el Gobierno autonómico no ha convocado aún estas subvenciones para la contratación de desempleados. Aunque, en el caso de hacerlo, el Ayuntamiento asegura que tramitará la modificación presupuestaria necesaria para que, como el pasado año, un grupo de desempleados del pueblo pasen a ser parte de la plantilla municipal temporalmente.

Los Presupuestos Municipales 2018 continúan en la senda del respeto del objetivo de estabilidad presupuestaria, sostenibilidad financiera y límite de gasto financiero fijados por el Gobierno central. “La economía del Ayuntamiento ha de ser como la de nuestras casas: bien gestionada y solvente”, recurriendo al endeudamiento “únicamente para dotar al municipio de los servicios públicos necesarios”, subrayó Cuenca tras la aprobación de las cuentas.

Sin subir los impuestos

Unos Presupuestos calificados de “realistas” por el Ejecutivo local, con un superávit de cerca de 55.000 euros, 19.120,95 euros más que en el ejercicio anterior, y que continúan con el objetivo que el Equipo de Gobierno se marcó en su toma de posesión: mantener y mejorar los servicios públicos sin subir los impuestos a los vecinos.

La deuda municipal se sitúa en los 250.767,59 euros, una de las más bajas de la Comunidad de Madrid, como destacó la alcaldesa para quien “el control del gasto público, la búsqueda de la eficiencia y la eficacia en la gestión municipal, en los que seguimos trabajando, hagan de Perales un mejor lugar en el que vivir y cuidar de nuestros hijos”.

También te puede interesar