La plataforma «Centros Públicos Ya», integrada por un centenar de AMPAs de varios municipios madrileños, denuncia «la falta de unas condiciones mínimas de seguridad en la vuelta a las aulas en septiembre» así como la falta de espacios comunes para mantener la distancia de seguridad.

Según una encuesta de esta plataforma, la casi totalidad de las asociaciones de familias «señalan que sus centros escolares no cuentan con los espacios suficientes para atender las recomendaciones sanitarias por COVID-19» fijadas por el Ministerio y la Consejería de Educación.

Faltan espacios comunes, como gimnasios o pistas deportivas exteriores, en el IES Jane Goodall de Rejas (Madrid) o en el colegio CEIP Andrea Casamayor de Paracuellos del Jarama, «que podrían utilizarse, si existieran, como espacios docentes a tenor de las recomendaciones sanitarias» del ministerio.

Otros centros achacan la falta de espacio por «el retraso en la entrega de las obras o en la ausencia de licitación» de las ampliaciones pendientes, como es el caso del IES Malala Yousafzai de Las Tablas (Madrid), el IES Juan Ramón Jiménez de Villaverde (Madrid), el CEIP Blas de Lezo de Parla, el CEIP Miguel de Cervantes de Getafe, el CEIP Nuria Espert de Valdebebas (Madrid) o el CEIP Maruja Mallo de Móstoles.

En barrios como La Garena (Alcalá de Henares) o Montecarmelo (Madrid), la falta de plazas públicas de Secundaria convierten a los centros en espacios ya masificados – situación que se repite en multitud de zonas de la región como en Getafe (con 60 familias desplazadas), Rivas-Vaciamadrid, Valdebebas o Las Rozas – que impiden la viabilidad de las citadas indicaciones de seguridad sanitaria.

Tras publicarse las Instrucciones de inicio de curso, que son «imposibles de cumplir», las familias de la plataforma se unen a los directores y profesorado que piden más recursos humanos y económicos para dar respuesta a la pandemia.

De repetirse una situación similar a la del pasado marzo, «la única salida sería descartar toda educación presencial y volver a la enseñanza a distancia, con lo que la Comunidad de Madrid debería estar ya adelantándose a ese posible escenario, previendo herramientas y organizando recursos!, según Fernando Mardonés, portavoz de la plataforma.