El Ayuntamiento de Rivas recogió en 2017 un total de 35.000 toneladas de residuos, según indica la Empresa Municipal de Servicios de Rivas (Rivamadrid) en su memoria anual de gestión, donde se concreta que casi 4.000 de esas toneladas fueron recogidas en los puntos limpios.

La memoria añade que la tasa anual por habitante es de 415 kilogramos, y que los trabajadores municipales limpiaron 146 kilómetros de superficie, según ha indicado el Consistorio en una nota.

Además, se detalla que en 2017 la entidad pública adquirió doce vehículos nuevos, renovó 80 contenedores de carga lateral y plantó 270 árboles y 6.800 arbustos en zona urbana.

La empresa pública Rivamadrid se encarga de la recogida de residuos sólidos urbanos (salvo el vidrio, la ropa, calzado y pilas), además de la limpieza de parques y jardines, las calles y colegios, y los edificios e instalaciones deportivas públicas.

Asimismo, tiene asumida la gestión de ‘Bicinrivas’, la flota de bicicletas públicas de alquiler, y el servicio de “primera intervención”, que consiste en tareas de vigilancia para evitar incendios forestales. EFE

También te puede interesar