Tras el cruce de declaraciones entre el Ministro de Sanidad del Gobierno de España y el Consejero de Sanidad del Gobierno de Ayuso y Aguado nos encontramos ante un nuevo pulso de la Comunidad de Madrid a la salud de las madrileñas y madrileños, así como al conjunto de España.

El Partido Popular ha movilizado a su fuerza autonómica para, en el Consejo Interterritorial de Sanidad, intentar echar abajo las medidas diseñadas por el Gobierno de España para tomar el control de la pandemia y doblegar la curva. Por fanatismo ideológico, el PP se ha enfrentado a los criterios de salud, respaldando los confinamientos clasistas y retrasando una solución para esta segunda ola de contagios en la Comunidad de Madrid.

Ayuso y Aguado deben acatar la orden sin resistencias ni fuegos de artificio. Están en juego las vidas y la salud de más de seis millones y medio de madrileñas y madrileños.

Además, el acatamiento de esta orden debe venir acompañado de un cumplimiento inmediato de sus obligaciones. Desde Podemos en la Comunidad de Madrid seguiremos presionando para que la Comunidad de Madrid haga una inversión de urgencia en servicios públicos para garantizar el funcionamiento de la Atención Primaria al 100%, multiplicar el número de rastreadores por diez, garantizar condiciones seguras en las aulas de los centros educativos, doblar la flota de transporte público y medicalizar inmediatamente todas las residencias de la región.

La prioridad de nuestro partido es, ha sido y será blindar la vida para que, durante esta pandemia, nadie se quede atrás.

Atentamente,

Jesús Santos

Coordinador General de Podemos en la Comunidad de Madrid