Más de 12.000 solicitantes de asilo, algunos de los cuales llevan años en la isla griega de Lesbos, han vuelto a perderlo todo.
El centro de recepción de solicitantes de asilo en Moria ardió la noche del pasado martes. Aunque no se han reportado víctimas mortales, los refugios y las pertenencias de los habitantes del centro han quedado reducidos a cenizas.
Algunas cifras clave:
⇒ 12.000 personas vivían en un centro con capacidad para acoger a menos de 3.000.

⇒ Más de 4.000 son niños. De ellos, 407 no estan acompañados.

⇒ Necesidades urgentes: refugios y artículos de emergencia como esterillas, mantas y bidones para almacenar agua.

 

Tu ayuda es esencial para que podamos seguir respondiendo a emergencias en cualquier parte del mundo en un tiempo récord inferior a 72 horas. Hazte socio ahora para apoyar a quienes, una vez más, lo han perdido todo.

 

 

También te puede interesar