Estamos haciendo una encuesta sobre las sopladoras que se utilizan para limpiar las calles de nuestro municipio, y que por razones de salud, rechazamos absolutamente.
Nos gustaría que la publicaran para darle más solvencia a la misma, ya que en los canales de Facebook está teniendo mucha repercusión. La encuesta finaliza el próximo lunes 29
A continuación adjuntamos el texto y foto que hemos hecho para argumentarla.

¿𝗘𝘅𝗶𝗴𝗲𝘀 𝗹𝗮 𝗱𝗶𝗺𝗶𝘀𝗶𝗼́𝗻 𝗱𝗲𝗹 𝗖𝗼𝗻𝗰𝗲𝗷𝗮𝗹 𝗱𝗲 𝗠𝗮𝗻𝘁𝗲𝗻𝗶𝗺𝗶𝗲𝗻𝘁𝗼 𝗽𝗼𝗿 𝘀𝗲𝗴𝘂𝗶𝗿 𝘂𝘁𝗶𝗹𝗶𝘇𝗮𝗻𝗱𝗼 𝗶𝗿𝗿𝗲𝘀𝗽𝗼𝗻𝘀𝗮𝗯𝗹𝗲𝗺𝗲𝗻𝘁𝗲 𝘀𝗼𝗽𝗹𝗮𝗱𝗼𝗿𝗮𝘀 𝗲𝗻 𝗲𝗹 𝗯𝗮𝗿𝗿𝗶𝗱𝗼 𝗱𝗲 𝗻𝘂𝗲𝘀𝘁𝗿𝗮𝘀 𝗰𝗮𝗹𝗹𝗲𝘀, 𝗮 𝗽𝗲𝘀𝗮𝗿 𝗱𝗲 𝗾𝘂𝗲 𝗲𝘀𝘁𝗮𝗺𝗼𝘀 𝗲𝗻 𝗽𝗹𝗲𝗻𝗮 𝗽𝗮𝗻𝗱𝗲𝗺𝗶𝗮 𝘀𝗮𝗻𝗶𝘁𝗮𝗿𝗶𝗮, 𝗾𝘂𝗲 𝗰𝗶𝗲𝗻𝘁𝗶́𝗳𝗶𝗰𝗼𝘀 𝗹𝗮 𝗱𝗲𝘀𝗮𝗰𝗼𝗻𝘀𝗲𝗷𝗮𝗻 𝘆 𝗾𝘂𝗲 𝗲𝗹 𝟳𝟱% 𝗱𝗲 𝗹𝗮 𝗰𝗶𝘂𝗱𝗮𝗱𝗮𝗻𝗶́𝗮 𝗱𝗲 𝗥𝗶𝘃𝗮𝘀 𝗹𝗮𝘀 𝗿𝗲𝗰𝗵𝗮𝘇𝗮?

Neumólogos, cirujanos torácicos, radiólogos, anatomopatólogos y farmacéuticos, alertan del peligro para la salud de su utilización por:

🆘 Levantan hongos y bacterias del suelo.
💩 Arrastran restos fecales de perros, gatos, palomas y otras aves, además de compuestos cancerígenos y polen.
⚰️ Aumentan de un 60% a un 70% las partículas en suspensión contaminantes, causantes de más de 400.000 muertes sólo en Europa.
🤒 La onda de polvo afecta a los bronquios y al intercambio de gases en los pulmones.
💣 Contaminación acústica del motor y emisión de gases por el combustible.
☢️ Riesgo de inhalación y exposición de polvo y partículas contaminantes del personal operario.
☣️ 𝗬 𝗟𝗢 𝗤𝗨𝗘 𝗘𝗦 𝗣𝗘𝗢𝗥, 𝗘𝗡 𝗣𝗟𝗘𝗡𝗔 𝗣𝗔𝗡𝗗𝗘𝗠𝗜𝗔 𝗦𝗔𝗡𝗜𝗧𝗔𝗥𝗜𝗔 (𝗥𝗘𝗖𝗢𝗥𝗗𝗘𝗠𝗢𝗦 𝗤𝗨𝗘 𝗧𝗢𝗗𝗔𝗩𝗜́𝗔 𝗡𝗢 𝗟𝗔 𝗛𝗘𝗠𝗢𝗦 𝗩𝗘𝗡𝗖𝗜𝗗𝗢), 𝗘𝗦𝗧𝗔𝗦 𝗠𝗔́𝗤𝗨𝗜𝗡𝗔𝗦 𝗘𝗦𝗧𝗔́𝗡 𝗘𝗦𝗣𝗔𝗥𝗖𝗜𝗘𝗡𝗗𝗢 𝗔 𝗟𝗔 𝗔𝗧𝗠𝗢́𝗦𝗙𝗘𝗥𝗔 𝗟𝗢 𝗤𝗨𝗘 𝗦𝗘 𝗗𝗘𝗣𝗢𝗦𝗜𝗧𝗔 𝗘𝗡 𝗘𝗟 𝗦𝗨𝗘𝗟𝗢.

Es totalmente irresponsable que, mientras se le exige a la ciudadanía, con buen criterio, el uso de mascarillas en la calle, nuestro ayuntamiento se dedique a enturbiar la atmósfera de Rivas con contaminantes o algo peor.

En Agosto del 2019 realizamos una encuesta sobre el uso de estas máquinas infernales: el 75% de las 838 personas participantes votó en contra de su utilización.

Recomendamos al Ayuntamiento lea el estudio de la Universidad de Cartagena sobre este tipo de máquinas, llegando a las conclusiones referidas más arriba.

Muchos ayuntamientos han sustituido las sopladoras por las más saludables aspiradoras, y otros, sencillamente, han optado por el sistema tradicional: barrido a mano y agua.