El tráfico dentro de la ciudad se restringe para reducir la contaminación que producen los vehículos en la capital. El Ayuntamiento estima que las restricciones afectarán en torno a un 20% de los coches de la ciudad. Eliminar el tráfico de paso en toda el área permitirá reducir la emisión de gases contaminantes en un 40%.

Las multas por entrar sin permiso al área restringida con prioridad residencial de Madrid Central, que ocupará la mayor parte del distrito de Centro, serán de 90 euros, según ha informado el Ayuntamiento. En septiembre se fijarán los criterios definitivos de acceso y en noviembre se empezarán a controlar las entradas con agentes de Movilidad y de la Policía Municipal. Durante dos meses, habrá una campaña informativa sin sanciones. El Consistorio está instalando ya la señalización vertical.

La zona de bajas emisiones Madrid Central ya está señalizada  con la línea roja que marca los 10 kilómetros lineales que forman el perímetro del área y los 57 pictogramas en las calles de acceso, el Ayuntamiento ha empezado ya a instalar la señalización vertical para informar a los conductores. Está previsto que en septiembre se apruebe en el pleno la ordenanza de movilidad sostenible y, justo después, los criterios definitivos de acceso al área, que ocupa la mayor parte del distrito de Centro.

Los vehículos de los residentes podrán entrar a toda el área, pero solo podrán aparcar en la calle en su barrio, ya que todas las plazas en la zona son verdes. Así, un vecino de Embajadores podrá transitar con su coche por la Gran Vía, pero para estacionar tendrá que hacerlo en el barrio de Embajadores (si lo hace en otros barrios del centro, el tiempo máximo es de dos horas). Además, podrán acceder a la zona coches de no residentes con etiqueta ambiental CERO y ECO; los que tengan etiquetas B o C solo podrán entrar para aparcar en un garaje privado o aparcamiento público. No podrán entrar los que no tengan etiqueta ambiental (los más antiguos). También podrán acceder los vehículos de personas con movilidad reducida, ambulancias y servicios públicos, taxis y VTC, además de profesionales que trabajen en el centro. Todas las motos con etiqueta ambiental podrán acceder, aunque las de etiqueta B y C, con horario restringido: solo de 7.00 a 22.00.

También te puede interesar