La Comunidad de Madrid acaba de obtener financiación del Banco de Desarrollo del Consejo de Europa (CEB), con el objetivo de luchar contra el COVID-19. En esta ocasión, el Gobierno regional ha cerrado un préstamo bilateral a 13 años, por valor de 200 millones de euros, y a un tipo de interés por debajo de mercado, cuyo destino será financiar gasto sanitario. Esta cantidad se suma a los 52 millones de euros anunciados ayer por la presidenta del Ejecutivo madrileño, Isabel Díaz Ayuso, procedentes del Bono Social Sanitario, que se dedicarán también al mismo objetivo.

La operación ha sido formalizada con CEB, entidad que financia y presta fondos para impulsar proyectos de carácter social o vinculados a situaciones de emergencia. Se trata del primer préstamo que esta entidad habilita a una Administración regional de la Unión Europea, y con cuyos fondos el Gobierno regional podrá acometer gastos sanitarios ocasionados por el coronavirus.  

Por su parte, el gobernador del Banco de Desarrollo del Consejo de Europa, Rolf Wenzel, ha asegurado que “a la luz de esta crisis sin precedentes, existe una necesidad inmediata de fortalecer la capacidad sanitaria de los países miembros de CEB para ayudarlos en la gestión de la pandemia del COVID-19”. 

Esta operación está enmarcada en los límites de endeudamiento autorizados por el Consejo de Ministros en el mes de febrero para la Comunidad de Madrid.

También te puede interesar