Los tres ayuntamientos que más tiempo hacen esperar son Majadahonda, Pozuelo de Alarcón y San Sebastián de los Reyes

Los municipios de la Comunidad de Madrid tardan de media ocho meses en conceder una licencia de obra nueva. La tardanza difiere según el ayuntamiento, con Majadahonda, Pozuelo de Alarcón y San Sebastián de los Reyes como los tres que más hacen esperar a los que la solicitan; acumulan retrasos en la tramitación y aprobación de los permisos para construir viviendas de unos 14 meses.

Los siguientes en la lista son Madrid, Leganés, Las Rozas, Pinto, Móstoles, Alcalá de Henares, Arganda, Torrejón de Ardoz, Alcobendas, Alcorcón y Rivas-Vaciamadrid. De más a menos, se demoran entre 10 y seis meses. Lo analiza un informe elaborado por  el Instituto Coordenadas de Gobernanza y Economía Aplicada, que ha tenido en cuenta para elaborar el ranking los 22 municipios de más de 50.000 habitantes de la comunidad.

El estudio pone de manifiesto que el stock de viviendas de obra nueva es escaso, de unas 3.000. Al ritmo de ventas actual, destacan, en nueve o 10 meses se habrá agotado. Atribuyan este desequilibrio entre oferta y demanda a la tardanza de los consistorios en conceder las licencias de obra.

Pero el retraso no es tan elevado en todos los municipios. Los que menos plazo muestran son Boadilla del Monte, Coslada y Parla, con cinco meses de media; Collado Villalba, con cuatro; y Aranjuez, Valdemoro y Fuenlabrada, que completan la gestión de los permisos de obra nueva en unos tres meses.

También te puede interesar