El portavoz de Ciudadanos (Cs) Rivas, Bernardo González, ha vuelto a exigir que el superávit del municipio «no se ceda al Gobierno central y se invierta en los vecinos que más lo necesitan».

«Las cifras macroeconómicas de Rivas: 12,3 millones de superávit y una reducción de más del 13% en la deuda en 2019, indican que se deben reforzar los servicios del consistorio en este momento», ha explicado González,  recodando que «se trata de los ahorros de los ripenses».

«Nuestro alcalde ha ido mutando de opinión, de la posición racional de no querer ceder los ahorros ripenses a abstenerse en la votación clave, algo que coincide con la entrada de los socialistas en el Gobierno Municipal», ha comentado el edil, recordando que «la abstención de del Cura ha permitido que ahora los ripenses tengamos que actuar como prestamistas de Sánchez».
«Los autónomos ripenses, los comerciantes, los parados… en resumen, los afectados por la crisis del Covid, esperan ahora soluciones», ha declarado el concejal, añadiendo que «los vecinos de Rivas afectados por esta crisis deben estar ahora preguntándose a que se debe este giro en la opinión de nuestro regidor».
«Esperamos que el alcalde reflexione, no traicione a sus vecinos y busque el consenso porque sabemos que si ese dinero acaba en manos de Sánchez, terminará invirtiéndose en comprar el apoyo de los nacionalistas», ha señalado González.
«Desde Ciudadanos haremos todo lo que esté en nuestra mano para que se vuelva al consenso y a las decisiones justas para con los ripenses», ha finalizado el edil.