Me dirijo  a sus respectivas revistas solicitando la publicación de esta carta, donde quiero exponer la sorpresa desagradable que he tenido al ir a usar las instalaciones del gimnasio del Cerro del Telégrafo..

Hace un mes que el Ayto nos informó de la inversión realizada en nuevos equipamientos  para las instalaciones. Renovación completa de máquinas y demás elementos, valorados en más de 300.000 €

Pues bien, ayer, por la tarde, al estar utilizando las nuevas máquinas BT, me encuentro lo siguiente:

Una de las dos cintas averiada.

Una de las pantallas de la excéntrica, averiada.

La máquina de hacer espalda, arms, lat pulldown, no encaja bien el pincho que separa los pesos y hay que estar haciendo esfuerzos para su encaje.

Todo esto a un mes de su estreno. Esto lo saben los responsables del Ayto,, dicho por los monitores, y lo más vergonzoso es que siguen sin arreglarse. ¿ Cuándo lo  piensan hacer? Cuando se pase la garantía y nos tengamos que quedar con máquinas defectuosas?

Así no se puede seguir. Necesitamos personas que se preocupen, DE VERDAD, de los asuntos que les competen.

Cuando hablas con algunos de los representantes municipales tienes la sensación de que su única preocupación es que les creas lo que te dicen pero, luego, los hechos van por caminos diferentes.

Pónganse a trabajar¡¡. Justifiquen su sueldo y piensen más en la ciudadanía que en el sexo de los ángeles.

Y lo que más me enfada es que digan que son de izquierdas. No tienen ni idea de que son.

Antonio Muñoz Moya