En ‘Campeones‘,  Javier Feseer vuelve a intentar sacarnos las carcajadas, aunque esta vez con un importante compromiso social de por medio.

El guion de la película corre a cargo de David Marqués junto al propio Fesser y nos cuenta la historia de un equipo de baloncesto formado por personas con discapacidad intelectual. Nuestro protagonista es Marco, un entrenador de baloncesto profesional al que da vida Javier Gutiérrez. Por azares de la vida, y a lo mejor también por ser un poco mala persona, Marco termina con una condena que le obliga a realizar servicios sociales. Y su destino no será otro que este atípico grupo al que tendrá que entrenar durante unos meses para recuperar su libertad.

Vamos al grano: ‘Campeones’ es exactamente lo que vende, una feel-good movie que nos da algún que otro tirón de orejas, pero sin pellizcar demasiado fuerte. La película quiere educar y enseñar sobre la discapacidad intelectual, aunque a veces se le va la mano. Algunos diálogos parecen más lecciones de Educación para la Ciudadanía que frases naturales de un personaje. Y por mucho que lo intenta, no consigue liberarse del todo de ese cierto paternalismo hacia las personas con discapacidad que impera en demasiadas ocasiones cuando nos acercamos al colectivo.

‘Campeones’ puede estar satisfecha porque logra su objetivo. Consigue arrancar alguna que otra carcajada y salva con habilidad los obstáculos gracias a la espontaneidad de un reparto lleno de vida. Demuestra su tesis sobre la normalidad/no normalidad y nos recuerda lo verdaderamente importante de la vida.

Junto a Gutiérrez, completan el reparto Athenea Mata, Juan Margallo, Luisa Gavassa, Daniel Freire y Jesús Vidal, y un grupo de actores debutantes con discapacidad intelectual: Sergio Olmo, Julio Fernández, Jesús Lago, José de Luna, Fran Fuentes, Gloria Ramos, Alberto Nieto Fernández, Roberto Chinchilla y Stefan López.

Nota: José de Luna es ‘Josito’, vecino de Rivas, miembro de ASPADIR.