Durante las fiestas navideñas nos encontramos con multitud de comida y multitud de embalajes, algunos en casa y otros en los contenedores. Esta vez vamos a reutilizar las cajas de gambas para darles una segunda oportunidad en vez de acabar en la basura.

MATERIALES

  • Cajas de madera (las que se utilizan para embalar las gambas)
  • Un par de asas (disponibles en cualquier ferretería)
  • Lijas
  • Cola blanca
  • Pinturas acrílicas (de diferentes colores)
  • Barniz al agua
  • Pinceles
  • Plantillas de estarcido
  • Papel de regalo para utilizar los dibujos

REALIZACIÓN

 En primer lugar tendremos que lavar muy bien las cajas con agua jabonosa para quitar el olor a pescado. Lijamos bien para quitar todas las etiquetas y aplicamos un par de manos de pintura respetando los tiempos de secado entre capa y capa.

Ponemos las asas para proceder a continuación a la decoración, para lo que podéis utilizar plantillas de estarcido o l

os dibujos que hayáis recortado de los papeles de regalo que pegaremos en la caja con cola blanca.

Terminaremos nuestro trabajo dando un par de manos de barniz.

Mª Dolores Fernández

Artesana