En un sencillo y emotivo acto, la cantante Ana Belén y su compañero Victor Manuel, acompañando a Armando Rodríguez Vallina, precursor de la Cooperativa y Fabriciano Requejo, actual responsable del área de cultura y fiestas de la Cooperativa Covibar, han clausurado esta mañana el 40º Aniversario de la creación de Covibar.

Comentando sobre los tiempos en que estuvieron por aquí, Ana y Víctor intentaban recordar cómo fue que recabaran, no una sino en dos ocasiones, cantando para mucha gente que después serían los hoy vecinos y vecinas de Covibar. Ninguno de los dos se acordaba exactamente, saliendo Víctor del apuro diciendo ‘”pues como iba a ser, Armando nos lio como lio a mucha gente…, y nos alegramos, porque pudimos contribuir a la creación de una maravillosa ciudad como esta”.

Armando, a la pregunta de Ana ¿pero cómo se te ocurrió venir a parar a este páramo para construir tu ciudad?, aprovechó para contar una de sus anécdotas referida al propietario de los terrenos que le quería vender los terrenos por 150 millones de pesetas y al final se los compró por 75 millones, “eso sí, sin agua…”, que luego consiguió liando también a los responsables del Canal de Isabel II y a la Comunidad de Madrid.

Fabriciano, ha agradecido a Ana y a Víctor que hubieran hecho un hueco en sus agendas para acudir a Covibar, y también ha recordado los consejos de su padre, que le decía “hijo ve a menudo por las oficinas de la cooperativa, y si ves que el mobiliario no cambia y que las secretarias siguen escribiendo con bolígrafos bic, eso significa que el dinero que aportáis sí se emplea en la compra de los terrenos…”.

El acto ha terminado con un pequeño ágape y sobre todo con numerosos de los asistentes pidiendo a Ana y a Victor que les firmáran en el folleto de presentación o haciéndose fotos con ellos.

También te puede interesar