El operador de fibra óptica Adamo y el Ayuntamiento de Campo Real colaborarán para ofrecer Internet de alta velocidad, de forma totalmente gratuita, a los niños de familias en riesgo de exclusión social durante la crisis del coronavirus para que puedan terminar el curso escolar.

Campo Real se suma así a la campaña #AdamoAyuda para apoyar y ayudar a los niños que no disponen de la tecnología necesaria para completar sus estudios de forma telemática, mayoritariamente los de las familias en riesgo de exclusión social, hasta que finalice el curso escolar.

Para beneficiarse de esta oferta, que incluye Internet rápido, no telefonía fija o móvil, el Ayuntamiento canalizará todas las solicitudes a través del Servicio de Infancia y Juventud municipal.

“En la situación actual que estamos viviendo, queremos ayudar con lo que mejor sabemos hacer, conectando a los niños y familias que más lo necesiten y que se hallen en nuestra área de cobertura para ayudarles a seguir con sus estudios desde casa”, explica el CEO de la compañía, Martin Czermin.

Una iniciativa que, como ha explicado el alcalde de la localidad, Felipe Moreno, “supone una ayuda más a aquellas familias que se han visto golpeadas por esta crisis sanitaria y económica”. “No podemos permitir que nuestros niños y jóvenes sufran las consecuencias, hay que seguir apoyándoles para que continúen su formación”, ha comentado el primer edil.

También te puede interesar