En la mañana del pasado domingo 23 de diciembre, varios ciclistas paseaban por el camino que va desde la depuradora EDAR Sur Oriental hasta el edificio de la Escuela de Protección Civil. A lo largo de ese recorrido y por toda esa zona del Parque Regional del Sureste, hay varias ganaderías de toros.

En esta ocasión una vaca brava se había salido del cercado y sin aparente incitación de ningún tipo por parte de los ciclistas, les embistió repetidas veces, hasta que estos pudieron refugiarse. Uno de ellos subido a un poste, pudo llamar a la policía local, que se personó inmediatamente en el lugar.

Uno de los agentes, se empleó en informar y persuadir a otros ciclistas y viandantes para que no se acercaran a la zona, el otro agente local intentó que la vaca volviera a la finca de la que se había escapado, incluso entrando en la finca donde había otros animales sueltos. En esas maniobras, la vaca se dirigió hacia él para realizar una nueva embestida, el agente hizo uso de su arma reglamentaria en un intento de repeler la embestida. Hasta tres disparos tuvo que realizar el agente antes de que la vaca cayera al suelo a la altura de sus propios pies.

Los ciclistas tuvieron que ser atendidos por los servicios médicos, y no presentan especial gravedad.

También la Guardia Civil se personó en el lugar de los hechos.

También te puede interesar